“El Gobierno Vasco tiene como lema la filosofía ‘auzolana’, que significa la colaboración en pos de un bien común”

El lehendakari analiza algunas de las señas de identidad de la acción de su Gobierno, como son, entre otras, el desarrollo de proyectos en I+D+i, la Ley de Derecho civil o el cooperativismo como forma de integración de los trabajadores en el capital social. Además, afirma que estrechar la colaboración con los registradores del País Vasco permitirá avanzar en materia jurídica preventiva.

Estamos saliendo de una crisis que ha hecho tambalear los cimientos del sistema a nivel mundial. ¿En qué medida ha afectado al País Vasco y qué cautelas se han adoptado desde su Gobierno para afrontar los nuevos retos que la sociedad vasca reclama?

La crisis económica que se inició hace una década ha afectado a la economía y la empresa vasca. Hasta hace seis años nos encontrábamos en recesión y, desde entonces, estamos recuperando la actividad y el empleo. Todavía queda mucho camino por recorrer. Las medidas que hemos adoptado se concentran en el “Plan 4 I” para el impulso de la inversión, industria, innovación e internacionalización. Se trata de consolidar las bases para un crecimiento sostenible que genere oportunidades de empleo de calidad.

El País Vasco es sin duda un valor en alza a nivel turístico, cultural y gastronómico. ¿Cómo aborda su Gobierno las demandas relativas a la regulación del arrendamiento turístico y cómo se alcanza el equilibrio con la oferta hotelera tradicional?

El turismo vinculado a la cultura y la gastronomía es una actividad creciente en Euskadi. De hecho, desde hace cuatro años hemos superado la cota de los tres millones de visitantes año. Esta es una actividad en crecimiento constante y todavía no tenemos problemas de saturación. En cualquier caso trabajamos con el objetivo de extender la oferta tanto en el tiempo como en el espacio, a lo largo de todo el calendario y todo el territorio.

“Euskadi ha alcanzado los 100 puntos en el Índice de transparencia internacional”

El tejido empresarial es, sin duda, uno de los pilares del progreso en el País Vasco. Al mismo tiempo, una seña identitaria es el cooperativismo como forma de integración de los trabajadores en el capital social. ¿Sigue siendo, a su juicio y de cara al futuro, un mecanismo eficaz para asegurar el progreso de la sociedad vasca?

El Gobierno Vasco tiene como lema la filosofía “auzolana” que significa la “colaboración en pos de un bien común” y es cierto que la economía social y las cooperativas tienen una fuerte presencia en nuestro tejido económico y productivo. Lo relevante es que este modelo que trata de favorecer la integración y la participación de las y los trabajadores se está extendiendo a toda la cultura empresarial. Recientemente el Parlamento Vasco ha adoptado, por unanimidad, una resolución en este sentido.

Su Gobierno se ha caracterizado por una especial atención al desarrollo de proyectos en I+D+i. ¿Podría darnos unas pinceladas de las actuaciones, por ejemplo, en proyectos como IK4 o el Polo tecnológico de Mendaro?

La innovación es la llave del crecimiento económico futuro y Euskadi realiza un importante esfuerzo en I+D+i. Así, el ‘Plan de Ciencia, Tecnología e Innovación 2020’ (PCTI), va a movilizar en siete años una inversión público-privada de 11.100 millones de euros. El ejemplo de IK4 pone de manifiesto que Euskadi es una Comunidad pionera en este terreno y el Polo tecnológico de Mendaro representa la continuidad de este camino porque va a acoger el Consorcio de Centros tecnológicos y de investigación, con la participación de todas las instituciones vascas y el mundo empresarial.

La Ley de Derecho civil del País Vasco es una contribución importante a la seguridad jurídica en el ámbito civil. También lo ha sido la regulación de las relaciones familiares en supuestos de separación de los progenitores o la Ley de Fundaciones. ¿Cómo cree que han incidido en el tráfico jurídico vasco y qué otras cuestiones cree que pueden desarrollarse aún en este ámbito?

La Ley de Derecho civil vasco se fundamenta en el principio de libertad civil. Fue aprobada en 2015 y representan una singularidad de nuestra Comunidad, vinculada con el Derecho foral. La Ley regula los principios de derecho patrimonial, sucesión o el régimen económico del matrimonio.

Las cifras del paro en el País Vasco están por debajo de la media nacional. El mercado hipotecario no se ha resentido tanto como en otras zonas. ¿Qué medidas se han tomado desde su Gobierno para paliar los efectos de la crisis e impulsar la recuperación?

El objetivo central del Gobierno Vasco es reducir el paro por debajo del 10% de cara al año 2020 y, también, mejorar la calidad del empleo. Las medidas que se han adoptado se recogen en el Plan de Empleo y Reactivación económica que va a suponer una inversión total de 8.800 millones de euros en cuatro años, desglosados en 1.175 millones orientados a la generación de oportunidades de empleo y 7.625 millones a la reactivación. El objetivo es lograr incentivar 45.000 empleos durante estos cuatro años.

¿Podría avanzarnos alguna noticia sobre la llegada del AVE al País Vasco y si se ha valorado el impacto sobre el crecimiento económico?

Puedo avanzar lo que ha declarado recientemente el propio ministro de Fomento, señor Ábalos: “puedo asegurar que las tres capitales estarán conectadas y con las obras hechas en 2023.”

Por nuestra parte, tanto el Gobierno Vasco como el conjunto de las instituciones vascas, vamos a poner todo de nuestra parte para que estos plazos se cumplan. De hecho, por lo que respecta a la encomienda de gestión del Gobierno Vasco, hemos asumido la realización de 17 tramos, de los que 12 se encuentran concluidos y 5 en marcha. El grado de ejecución supera el 80%. El Tren de Alta Velocidad es una infraestructura básica para el futuro de Euskadi y, según ha declarado la comisaria de Transportes, Violeta Bulc, con quien mantuve una reunión de trabajo hace tres años: “la Y vasca aportaría beneficios de alto valor añadido a la Unión Europea.”

Aprovecho esta entrevista para felicitarle por los magníficos resultados en la Evaluación de Transparencia Internacional, donde el País Vasco ha obtenido la primera posición entre las CCAA, por su nivel de transparencia. ¿Qué medidas adicionales cree que pueden aún adoptarse para mantenerse en esta posición?

Euskadi ha alcanzado los 100 puntos en el Índice de transparencia internacional y mantener esta posición de liderazgo es uno de los 15 Objetivos básicos de nuestro país. En la actualidad Euskadi se sitúa 6 puntos por encima de la media europea y en el primer lugar de las comunidades autónomas del Estado. Tenemos que ser más exigentes con nosotros mismos porque los requerimientos para mantener los 100 puntos son cada vez más estrictos, lo que obliga al Gobierno a introducir continuas medidas de mejora.

Para terminar, ¿cómo cree usted que podrían estrecharse lazos y dotar de mayor eficiencia, la colaboración entre el Gobierno Vasco y el Cuerpo de Registradores en materia de seguridad jurídica preventiva?

La colaboración, “auzolana”, es la seña de identidad de nuestro Gobierno y de nuestro país. No me cabe duda de que tendremos capacidad para avanzar en materia de seguridad jurídica preventiva, un “bien común” que compartimos.  

por Gemma Celdrán Canto
Decana Autonómica de los Registradores
de la Propiedad y Mercantiles del País Vasco
Escala Herriko Jabetza eta
Merkataritza Erregistratzaileen Dekanoa